Odontología general

“que la boca sin muelas es como molino sin piedra, y en mucho más se ha de estimar un diente que un diamante” Don Quijote a Sancho Panza en EL QUIJOTE

Es la parte de la odontología que se dedica a curar las caries en todas sus fases. Desde una mínima destrucción hasta destrucciones ya muy grandes de los dientes.

cruz

Obturaciones(“empastes”)

obturaciones En Clínica Mayans usamos la técnica de la estratificación que, junto a materiales de calidad, garantizan un buen sellado marginal y la duración del tratamiento.

cruz

Sellado de fisuras

resina
Un sellado consiste en obturar las fisuras de las muelas sanas para reducir el riesgo de caries en estas zonas susceptibles.

cruz

Incrustaciones de resina o cerámica

resina Una incrustación es tratamiento conservador de resina o cerámica que se cementa al diente, reconstruyendo la estructura dental perdida.

cruz

Coronas de metal-porcelana o de zirconio

metalSon las restauraciones más sólidas, son estéticas y se colocan como protección sobre dientes muy desgastados o debilitados, endodonciados, reconstruidos o fracturados.

+ info caries

odontologia_clip_image002

En principio no presenta síntomas, pero, a medida que avanza y se aproxima al nervio, provoca  sensibilidad al frío, posteriormente al calor, y acaba transformándose en dolor. Cuando el nervio está inflamado hablamos de pulpitis.

Si el nervio no ha quedado afectado, el tratamiento adecuado es una obturación o, si la caries es más grande, una reconstrucción. Primero se limpia la cavidad, retirando todos los restos de tejido cariado y, posteriormente, se rellena la cavidad (obturación o empaste) con composite.

Si la caries ya ha llegado al nervio (pulpitis), hay que endodonciar la pieza dentaria afectada, que es lo que comúnmente llamamos “matar el nervio”

Los composites modernos permiten reconstruir con un material muy similar al color del diente, por lo que la primera opción en CM es reconstruir y conservar los dientes que, hace años, se hubiesen sacado.

En los casos de gran destrucción dental, en los que es necesario reforzar más el diente, tenemos a nuestra disposición soluciones como incrustaciones o coronas que nos permiten tratamientos fiables, duraderos y altamente estéticos.

En CM usamos las mejores técnicas y materiales para conseguir la mejor salud y estética para sus dientes.

Obturaciones (“empastes”)

odontologia_clip_image003Es el tratamiento con el que podemos reparar una pieza dental dañada con caries y devolverle su forma, función y estética normal. Este proceso consiste en retirar el material cariado y rellenar la zona con un material de restauración llamado composite, el cual tiene la misma consistencia y estética que un diente natural.

Si la caries es muy extensa, el diente puede quedar debilitado y puede ser preciso reforzarlo con una incrustación o una corona.

En caso de que la caries ya haya afectado al nervio (pulpitis), hay que endodonciar el diente afectado, que es lo que comúnmente llamamos “matar el nervio” (ver apartado ENDODONCIA).

Sellado de fisuras

odontologia_clip_image005Las fisuras de las muelas constituyen un rincón donde los cepillos de dientes no pueden acceder. Por eso suelen acumular bacterias que terminan generando el 90% de las caries en los niños de 6 a 14 años de edad. Son casi siempre caries rápidas, que no suelen causar molestias hasta que están muy avanzadas.

Un sellado consiste en obturar las fisuras de las muelas sanas para reducir el riesgo de caries en estas zonas susceptibles. Su colocación en niños y adolescentes ha mostrado una reducción de la incidencia de caries del 86% después de un año y del 58% a los 4 años.

Es necesario recordar que el tejido dental no tiene capacidad de regeneración, y por lo tanto, que cada micra de estructura dental dañada por la caries queda perdida para siempre. El sellado de estas fisuras antes de la aparición de la caries mantiene eficazmente durante años su salud e integridad.

La aplicación de los sellados debe ser considerada como una medida complementaria dentro de la estrategia de prevención que incluirá otras actuaciones como la educación dental, el control de dieta, la aplicación de fluor, higiene oral y visitas periódicas con el dentista.

Incrustaciones de resina o cerámica.

odontologia_clip_image006Una incrustación es una restauración de resina o cerámica que se cementa al diente, reconstruyendo la estructura dental perdida. Es un tratamiento conservador, ya que permite una máxima preservación de la estructura dental sana.

Está indicado para la restauración de dientes molares y premolares que sufran caries de leves a moderadas y también en casos de fracturas o fisuras siempre que el daño no sea tan importante como para indicar una corona.

Se realizan en el laboratorio, tras retirar la caries, preparar el diente y confeccionar un modelo de trabajo. Una vez en el laboratorio, se prepara la incrustación que se cementará al diente en la misma sesión o en la próxima. Ello depende de la técnica y material con que son confeccionadas.

+ info incrustaciones

Según el tamaño de la incrustación, de más pequeño a más grande, distinguimos:

Inlay: no abarca ninguna cúspide dental.

Onlay: abarca una cúspide funcional.

Overlay: es un recubrimiento cuspídeo completo.

Endocrown: para dientes endodonciados, pues se utiliza la cámara pulpar para una mayor retención de la incrustación.

Según la técnica distinguimos en incrustaciones de:

Técnica semi-directa: se caracteriza por realizarse en una visita. Es un método más rápido que consiste en la colocación de composite en el laboratorio y por capas, de forma oblicua, para disminuir el factor de contracción del composite tras su polimerización. Está indicado para restauraciones pequeñas.

Técnica indirecta: en la confección interviene el trabajo de un protésico en el laboratorio dental, y por ello requiere de dos visitas a la CM para su elaboración. Está indicada en restauraciones de gran tamaño, como las que necesita un diente endodonciado.

Sus ventajas son: mejores propiedades físicas (dureza, rigidez y resistencia a la abrasión), mejor anatomía, mejor acabado y mejor estética.

En cuanto a las desventajas: tratamiento en más de una sesión clínica, interviene el laboratorio dental, mayor coste económico del proceso de fabricación y precio de la incrustación dental más elevado.

Coronas de metal-porcelana (“fundas”)

Las coronas son estructuras que recubren por completo el diente (fundas). Pueden ser totalmente cerámicas o  metal-cerámicas. Son las restauraciones más sólidas y se colocan como protección sobre dientes muy desgastados o debilitados, endodonciados, reconstruidos o fracturados.

Tienen buena estética, permiten modificar la forma y cambiar la colocación de los dientes (alinearlos, nivelarlos, corregir rotaciones…).

odontologia_clip_image007

Clinica Mayans